CELEBRACIÓN SUPERVISADA DE JUEGOS DE BÉISBOL CON LA FINALIDAD DE PREPARAR FUTUROS CIUDADANOS TENIENDO EN CUENTA QUE EL LOGRO DE UNA DESTREZA ATLÉTICA EXTRAORDINARIA O EL GANAR LOS JUEGOS ES SECUNDARIO.